Sobre la privatización de las playas

Aug 2 • Actualidad • 6051 Views • 47 Comments on Sobre la privatización de las playas

playa alicante

Buen artículo de A. Chena sobre las playas privadas (la negrita es mía):

En julio estuve en Riccione, una localidad italiana a orillas del mar adriático, junto a Rímini. Quedé asombrado por lo que vi allí. La zona es conocida por poseer largas playas que se extienden kilómetros y kilómetros. Lo sorprendente es que casi todas estas playas funcionan como concesiones privadas. Los empresarios pagan un alquiler por un trozo de playa, desde el paseo marítimo a la orilla del mar. Esto les da derecho a acondicionar las playas ofreciendo todo tipo de servicios y a establecer las normas de comportamiento dentro de su concesión. El cliente paga su ingreso y ya puede disfrutar de la gran variedad de servicios que se ofrecen. Para empezar todos los clientes disfrutan de tumbona, puedes elegir si quieres quitasol o no. Tienes, por supuesto, duchas y servicios (limpios, no como aquí que son auténticas pocilgas), cancha de voley playa, billar, mesas de ping-pong, cafetería, vestidores, zonas para los niños. Algunas concesiones tienen piscina, jacuzzi o cancha de baloncesto ¡En la misma playa!

Podéis leer más aquí.

Si las playas necesitan de limpieza, reposición de arena y otros cuidados, nada más lógico que entregar la propiedad de las mismas a quienes estén dispuestos a realizar esas tareas. La posibilidad de una mutualidad de ciudadanos es plausible en poblaciones pequeñas; en las demás solo espero que seamos capaces de aplicar criterios de ocupación justos, de forma que las playas no acaben concentradas en manos de unas pocas empresas u hoteles.

Por lo demás, la privatización de las playas no deja de ser otra aplicación del principio de la interiorización de costes: del mismo modo que un transportista debe pagar el coste íntegro de las carreteras, los bañistas deben pagar el mantenimiento de las costas.

Related Posts

47 Responses to Sobre la privatización de las playas

  1. Ontorbihem says:

    Mnnn esto no me suena bien..Para empezar creo que se están confundiendo varias cosas. ¿Qué necesidad hay de privatizar el acceso a las playas cuando quizás lo mejor sería que existan cooperativas, pobladores y grupos de conservación dedicados a tal fin? Lo de privatizar es como dar un título de propiedad de algo que no pertenece a nadie, ni por derecho divino ni terrenal: La tierra. Esto viola el libre acceso de cualquiera que quiera usar la playa o desnudarse en ella si lo prefiere. No, no creo que haya algo positivo en algo así. Todo lo contrario es dar y consentir privilegios que no deberían existir.

    Segundo, ¿Quién les dió la propiedad de las playas? ¿A quién se lo compraron?… Las playas por ser una zona de salida al mar no creo que sea provechoso dar una conseción por ocuparla. Terminaríamos haciendo una gran muralla de ocupantes que impondrán su criterio a quienes vivimos en el interior del continente. Creo que daría a lugar a situciones muy extrañas y contraproducentes.

  2. sol says:

    Podríamos privatizar el aire. Así quien no tenga dinero bastante, no podrá respirar, qué carajo, y los demás disfrutaremos de un aire de alta calidad y de una tumbona. Son los que respiran los que deben interiorizar el coste absoluto de un aire limpio.

  3. sol says:

    Además, las playas españolas ya tienen normas de uso: no pongas la radio, acampes, no pasees en camello… Y tienen servicios: tienen duchas, tienen papeleras, tienen camión de recogida de residuos, municipales y guardias civiles paseando en coches…

    ¿Qué gano privatizándolas? ¿El derecho de pagar una tumbona y de tener un segurata?

    ¿Y donde queda el derecho de andar por donde te dé la gana? En España todo cada vez está más lleno de alambradas…

  4. Libertista says:

    @Ontorbihem:

    El paso natural desde la formación de cooperativas, grupos de conservación, etc., será que exijan (razonablemente) que la playa sea suya, dado que ya interiorizan sus costes. Eso no quiere decir que vayan a poder cobrar por entrar: se hace difícil pensar que en un país con tanta costa las playas puedan hacer eso. Su poder de mercado es prácticamente nulo.

    Por otro lado, siendo la tierra un recurso físico, y por ende escaso a las infinitas necesidades humanas, se hace difícil pensar que la propiedad privada no sea la mejor forma de distribución.

    @Sol:

    Lo que ganas con la privatización, siempre, es la mejor adecuación de la oferta a las necesidades, y una despreocupación de los usuarios al tener las normas más claras y mejor establecidas que con el mandato estatal. Verbigracia, el Estado prohíbe acampar en las playas, pero hay gente que acampa en ellas, aunque con miedo a una sanción que puede llegar o no llegar dependiendo de que la policía no esté persiguiendo otros 108.484.374.897.458.945.897.458.943.748.974.589.797.894.894.534 delitos. Los grupos cooperativos o vecinales sólo se tendrían que preocupar de perseguir las infracciones en la playa, por lo que garantizarían mejor que las condiciones que establecen se cumplan.

    Además, las playas podrían competir entre sí por clientela: una playa puede dejar que sus usuarios fumen, otra que acampen, otra puede poner en la playa un par de redes para jugar al voley… la oferta se adecuaría mejor a la demanda que hasta ahora.

  5. sol says:

    Ahí lo que dicen en ese artículo es que pagas la entrada y ganas una tumbona, normas del propietario y adecuacíón de servicios (sin especifcar cuáles). Así que menos lobos.

  6. sol says:

    Y lo digo porque a la playa que voy, también tiene parasoles, tumbonas que alquilas o que te llevas de casa, tiene pedalós, billares y a unos metros hay un local con sillones inmensos que sirven también de camas. También hay duchas y hay servicios razonablemente limpios, socorristas, silla para baño de minusválidos, cancha de voley,. pasillo para embarcaciones… Y una piscina con Jacuzzi. Todo mejor que en Italia, lugar en el que también he estado.

  7. A.Chena says:

    Gracias Victor!

    Sol, como siempre demuestras no saber nada de economía y no leer bien. He indicado algunos de los servicios, que son mejores que los mismos servicios prestados por el estado.

    El aire no hay que privatizarlo porque es un bien superabundante. Son los bienes escasos los que se someten a las normas de la economía. Y no hay mejor forma de asignar un bien escaso que por medio de la oferta y la demanda. Y no hay mejor sujeto económico para asignar un bien que el mercado, como sobradamente ha dejado claro la historia del siglo XX.

    El estado establece unilateralmente unas normas que no todo el mundo comparte, mientras que, por el contrario, el sector privado se adecua a las necesidades o gustos de sus clientes.

    ¿Quieres andar por donde te de la gana? Entonces supongo que nosotros podremos hacer lo mismo y meternos en tu casa cuando queramos, dado que no crees en la propiedad privada.

    Dime que playa es esa que comentas que lo mismo voy. Pero dime ¿quién paga esos servicios públicos? ¿El que va a la playa y la usa o todos los contribuyentes? ¿No eras anarquista? Entonces ¿a qué viene esa defensa de los servicios estatales? Los cenetistas estais a medio paso de la socialdemocracia, si es que no estais ya en ella.

    Por último yo no hablo de Italia en general, sino de una zona en concreto. Lee atentamente por favor.

  8. sol says:

    Y masajista. Tengo masajista y entrenador deportivo en la playa.

    Por favor, si es que decís unas tonterías que no hay por dónde pillarlas, como eso de que como las necesidades son infiniiiitas, lo mejor para satisfacerlas es que haya unas cuantas empresas privadas que oferten servicios limitados.

    ¿Tú que quieres Chena, ir a la playa o a Disneylandia?

  9. sol says:

    “…que son mejores que los mismos servicios prestados por el estado.”
    ¿Te refieres a eso de pagar la entrada a la playa para tener derecho a tumbona? Vamos, que digo yo que lo mismo será pagar la tumbona.

  10. sol says:

    Ah, y otra muy buena es esa de que el sector privado se adecúa a los deseos de los clientes. ¿O a su dinero?

    No sé de economía ñañañañañaaaaa

  11. Victor L. says:

    @ Ontorbihem:

    Utilizo el término “privatizar” en el sentido de “desestatalizar” los servicios del Estado, tanto si van a parar a una comunidad colectivista como a una empresa con ánimo de lucro. La cuestión es, insisto, que las playas requieren un mantenimiento que alguien debe costear: las cooperativas, pobladores y grupos de conservación que mencionas pueden cumplir perfectamente ese cometido -y, en mi opinión, incluso mejor los empresarios italianos-.

    Una sociedad libertaria daría lugar a todo tipo de servicios de playas: desde las dedicadas a la explotación turística convencional hasta las reservas ecologistas o de investigación, pasando por rincones nudistas, de acampada, etc.

    @ A. Chena:

    De nada, tu artículo resolvió una de mis dudas veraniegas. 🙂

    Lo de la adecuación de la oferta a la demanda me ha recorado un artículo de Benjamin Powell sobre las carreteras y los atascos que puede aplicarse a las playas. Como la gente no asume el coste marginal de ocupar un espacio ellas, acaban sobreexplotadas de forma totalmente irracional. Un servicio privado probablemente cobraría tasas diferentes según fuera diario o fin de semana, la hora del día, etc. De ese modo el espacio de la palya siempre estaría adecuado a la demanda.

    Por cierto, mi experiencia en las playas españolas es parecida a la tuya: masificación, robos, suciedad tanto en la arena como en el agua, etc.

    Un saludo.

  12. a mi me parece que esta bien lo que dices Victor , sobre todo esta frase:
    “solo espero que seamos capaces de aplicar criterios de ocupación justos, de forma que las playas no acaben concentradas en manos de unas pocas empresas u hoteles”

    Con la salvedad que el que entregue en concesion o usufructo las playas, sea la sociedad o comunidad misma, que seria la unica que puede asegurar esos criterios que te preocupan, y creo que eso es estensivo a uso de la tierra y sus recursos naturales, de hecho eso es la playa tierra y recurso natural.

  13. Ontorbihem says:

    @ Libertista:

    “El paso natural desde la formación de cooperativas, grupos de conservación, etc., será que exijan (razonablemente) que la playa sea suya, dado que ya interiorizan sus costes. Eso no quiere decir que vayan a poder cobrar por entrar: se hace difícil pensar que en un país con tanta costa las playas puedan hacer eso. Su poder de mercado es prácticamente nulo”: No, no has entendido. Todo el mundo usa la playa, son millones al año, así que el usufructo es de todos, no comprendo la necesidad de que unos se reclamen algún derecho privado sobre las mismas, por el contrario es una idea bastante extraña. Las cooperativas, pobladores y público en general asumen las funciones de conservarlas y cobran por ese trabajo, no por el uso, disfrute, y/o asentar un parasol en las mismas. Cosa diferente ocurre si una cooperativa decide en virtud de la propiedad mutualista de la tierra de hacer un club turistico. Allí la cosa es particular y se entiende que brindan un servicio adicional al de simplemente disfrutar de las playas.

    Y bueno, privaticemos el océano, el hecho de que el aire es superabundante es discutible: Cada vez hay menos respirable. No se hace porque no hay medios disponibles para hacerlo. Ahora bien supongamos que se privatizan las playas, ¿Cómo harán para defender la absurda propiedad privada (no concebible en el mutualismo)?… No será posible sin Estado. A menos, que quieran imponer sobre el resto el poder de un ejército privado con suficiente poder de fuego para disuadirnos hacer lo que es naturalmente propio: Transitar por donde nos de la gana y usar y disfrutar la tierra que pisamos. Pero entonces si tal es su idea, queda claro una vez más el falso carácter no agresivo de un sistema de esa naturaleza.

    “Por otro lado, siendo la tierra un recurso físico, y por ende escaso a las infinitas necesidades humanas, se hace difícil pensar que la propiedad privada no sea la mejor forma de distribución.” Sin Estado no hay propiedad privada. No la necesitamos. Ni necesitamos reconstruir el Estado.

  14. sol says:

    “Utilizo el término “privatizar” en el sentido de “desestatalizar” los servicios del Estado, tanto si van a parar a una comunidad colectivista como a una empresa con ánimo de lucro. La cuestión es, insisto, que las playas requieren un mantenimiento que alguien debe”

    Todo eso son monsergas, resignificaciones que dice el Fabrixio, confusiones terminológicas. Privatizar es poner en manos privadas un negocio, y los negocios no se hacen ni para cumplir deseos, ni para satisfacer necesidades infinitas, ni para que el retrete esté limipio, sino para ganar dinero. Lucro, de eso se habla en las privatizaciones.

    No queréis playas, sino parques temáticos.

    “Por cierto, mi experiencia en las playas españolas es parecida a la tuya: masificación, robos, suciedad tanto en la arena como en el agua, etc.”

    Claro, se privatizan, y dejarán de estar masificadas. Pfffffffff :-))))

  15. Victor L. says:

    @ Marco:

    No es necesaria la comunidad organizada para realizar concesiones; con que se respeten las formas justas de adquisición de propiedad es suficiente.

    @ Ontorbihem:

    Insisto en que si utilizar una playa tiene costes, alguien debe asumirlos. Privatizar no es más que interiorizar unos costes que antes estaban socializados.

    En ese contexto, tu deseo de bañarte en la playa sin pagar el coste de su mantenimiento equivale a robar a otros para que lo hagan por ti.

    • Ontorbihem says:

      ¿Interiorizar los costos de mantenimiento de qué cosa? La playa ya estaba hecha. Los murallas de piedra y rompeolas no se deterioran así como así. Tardan por regla general unos cuantos siglos. La arena del mar no creo que se acabe, por mucho que se la quieran robar. Y el agua… dificilmente se vacie la playa por más que los niños usen sus tobitos playeros para construir castillos. Sí es lógico entender que sea necesario limpiarla, y conservarla. Incluso mejorar quizás el paisajismo de la misma, pero tales cosas se satisfacen con un club de usuarios y conservacionistas. Tal cosa es más fácil de gestio

      Ahora, si estamos hablando de un club privado es otra cosa. Un centro donde hacer turismo es una empresa y funciona de forma distinta. Lo otro no tiene mucho sentido.

  16. ¿quien determina las formas justas de adquisicion?
    🙁
    Si por ahi Achena dice que la cnt estan a un paso de la social democracia, si me dices que el estado o el mercado la determina , entonces este articulo es capitalista..
    saludos cordiales

  17. raskolhnikov says:

    Víctor, ¿Y quién mejor que la comunidad que vive cerca de la playa para su cuidado y arreglo?

    Saludos

  18. sol says:

    “Insisto en que si utilizar una playa tiene costes, alguien debe asumirlos. Privatizar no es más que interiorizar unos costes que antes estaban socializados.”

    Privatizar, es convertir en negocio privado algo que no lo era. La privatización siempre busca el lucro del jefecillo. Que la playa esté sin masificar, será un efecto secundario del precio de entrada, no de la bondad del jefe.

    Je. El coste de mantenimiento de una playa, el coste de mantenimiento de un peñasco, el coste de mantenimiento de la luna.

    “si me dices que el estado o el mercado determina las formas justas de adquisición, entonces este articulo es capitalista”.

    No Marco, sin necesidad de eso. Decir tranquilamente como hace Victor que:

    <>.

    Utilizar el término privatizar en ese sentido, cuando no existen comunidades colectivistas, ni hábitos cooperativos, ni cultura organizativa, y lo único que hay es dinero y más dinero, sería muy aceptable para el mismísimo difunto presidente Nixon.

  19. sol says:

    “Víctor, ¿Y quién mejor que la comunidad que vive cerca de la playa para su cuidado y arreglo?”

    Eso depende de montones de cosas. Que lo mismo te pone la comunidad un polo químico, y arreando. Aquí Chena y Victor ven la playa como un lugar de veraneo, en el que en lugar de diversas empresas de servicios (el de los patines, el de los refrescos, el de los cursillos de navegación), haya un único empresario que tenga la gestión de la playa, la explote y le saque los cuartos a los turistas, método infalible para que la playa deje de estar masificada al echar fuera a los que no puedan o no quieran pagar la cuota.

    Una cosa es gestionar algo de manera colectiva, y otra cosa muy diferente privatizar. Que de aquí a nada os veo argumentando sobre lo necesario que es asumir el coste de mantenimiento de las ballenas azules.

  20. raskolhnikov says:

    ¿Qué comunidad iba a poner un polo quimíco? ¿Son tontos? eso a lo mejor puede pasar en el sistema actual (el factor trabajo escasea) pero en una anarquía bien organizada no creo que pase.

    Y sí, a mi tampoco me mola la palabra “privatizar” prefiero “mutualizar”.

    Saludos

  21. sol says:

    Tontos no sé. Ahora mismo tú dile a los trabajadores de una central nuclear, o a un becario que maneje productos tóxicos, o a un trabajador de un astillero, que cierren sus respectivas. Verás lo que te dicen. Hay miles de ejemplos, se me vienen a la mente Alúmina Aluminio y A Central Das Pontes que la alimenta. Un paisaje curiosísimo, y la gente vive allí tan tranquila.

    Ahora bien, en una anarquía bien organizada, vete tú a saber. Lo que hay ahora es esto.

  22. A.Chena says:

    Sol, la playa es un lugar demandado por millones de personas cada año. Eso la combierte en un recurso económico te guste o no. Y eso nos lleva a la cuestión de cómo asignar y gestionar ese recurso, cosa que ya he comentado antes y que tú no has contestado porque para eso tendrías que tener unos mínimos conocimientos de economía. Cuando/si los adquieres seguiremos hablando.

    Saludos!

  23. sol says:

    ¿Es posible que seas capaz de argumentar algo sin tener que llamarme a cada paso ignorante. Oye Chena, búscate gente para hablar de tu nivel. A mí ni me nombres si me haces el favor. Y al resto os digo lo mismo: si vuestros requerimientos ideológicos precisan determinados conocimientos para la discusión, podéis ahorraros el llamarme ignorante, porque ya estoy hasta la punta del último pelo de arrogancia. Bastará con que me ignoréis.

    Privatizar las playas implica convertir en negocio privado, algo que hasta ese momento no lo era (por lo que sea). Si la privatización le quita masificación a la playa, será porque se hace una selección y se impone un perfil del consumidor en base a su dinero. Quien no lo tenga no podrá pagarlo, y se quedará en casita. Esas son las bondades de la privatización a la hora de eliminar a las masas.

    Resulta además curioso que se vea a la playa únicamente como un recurso turístico, cuando hay otros: pesca, marisqueo, que no pasan por el turismo. Aquí se presenta a la playa como recurso de un único empresario de servicios, cuando ahora la explotan diversos individuos: grupos que venden refrescos, personas que alquilan tumbonas y sombrillas, otros que alquilan embarcaciones, gente que se dedica a la pesca o a rastrillar… Y aquí se presenta como plan perfecto, dar todo eso a un empresario. Vivir para leer. Porque privatizar no es asignar la gestión de un terreno a una comunidad libre y autogestionada. Privatizar es conceder a un empresario la explotación de un recurso para su lucro individual.

    Y, libertista, sigue flotando en el aire ese presupuesto ideolóico tuyo: necesidades infinitas y empresarios privados que ofertan servicios limitados para satisfacer el infinito. ¿Cómo puedes no darte cuenta del absurdo?

    • Ontorbihem says:

      ¿Nuevamente con lo mismo? ¿Qué tienen que ver acá las necesidades con lo de las playas?

      • sol says:

        Caray, pues porque fundamentó la privatización en base a lo de las jodidas necesidades infinitas.

        “Por otro lado, siendo la tierra un recurso físico, y por ende escaso a las infinitas necesidades humanas, se hace difícil pensar que la propiedad privada no sea la mejor forma de distribución.”

  24. raskolhnikov says:

    Yo creo que lo de las necesidades “infinitas” antes del Capitalismo no existía, todo culpa de la publicidad, jejeje.

    Saludos

  25. si opino lo mismo de las necesidades infinitas, no se puede consumir infinitamente, y eso es diferente a comprar infinitamente, si puedes comprarte la tierra lo haras , pero de ahi que puedas consumirla, es otra cosa, y aun asi la tierra seguira finita como simpre, hay recursos escasos y recursos abundantes y eso es lo unico que se puede decir, y eso es tan relativo en el tiempo como en el espacio geografico, pero ademas de todo lo dicho, que los recursos sean escasos no le da derecho al que tiene dinero ni le quita al que no, poder usarlo o poder por lo menos decir en que se deberia usar….

    saludos cordiales

  26. Victor L. says:

    Decir que las necesidades son infinitas es indemostrable, pero es una forma de decir que son muy superiores a los recursos de que disponemos para saciarlas, y que conforme atenuamos las más apremiantes van surgiendo otras de menor peso.

    Y todo eso nos lleva a economizar: seleccionar los recursos escasos disponibles para saciar las necesidades más apremiantes.

    Sin ese presupuesto económico básico es imposible entender nada de economía.

    • Ontorbihem says:

      Pues esto tampoco es así a la luz de la técnica, los recursos son una cosa y no son ellos quienes directamente dan necesidades. No consumiremos todo al mismo tiempo, como tampoco necesitamos todo. Pero sí elegimos, o deseamos de un mar infinito de posibilidades. ¿Se dan cuenta que no es lo mismo?

    • sol says:

      “Decir que las necesidades son infinitas es indemostrable, pero es una forma de decir que son muy superiores a los recursos. Sin ese presupuesto económico básico es imposible entender nada de economía”

      Es demagógico. Y decirme que debo entender algo indemostrable para comprender de economía, joder, es como pedirme que crea en la Santísima Trinidad.

  27. Ontorbihem says:

    Volvemos con el tema de las necesidades… Consumo es una cosa, productos a consumir y disponibles son una cosa y necesidades son otras. Pero yo digo si las mismas son finitas..¿Qué artilugio mágico utiliza el “capitalismo” (en realidad es la técnica) para crear nuevas necesidades? Si son finitas…no se como se generan espontaneamente nuevas necesidades.

    Segundo ¿Qué tiene que ver esto con lo de las Playas? Bueno asumo que lo dicen por el turismo y las actividades lúdicas que pueden darse. Pues bien eso no corresponde a una playa, sino más bien a un club turistico con lo que se quiera poner en él. Lo que pasa es que hay cierta confusión con el tema de las necesidades que lo agotan en bienes de consumo y esto obviamente es lo que exactamente no quiero ni se entiende por necesidad.

    • Ontorbihem says:

      PD: Si hubiesen sido finitas pues jamás hubieremos sobrepasado el Neolítico. Total, con comer,dormir, follar y cagar ya hubiesemos sobrepasado el límite del cupón que nos asignó la naturaleza. Tampoco hubiesemos inventado nada nuevo…¿Para qué? 😀

      • sol says:

        ¿Realmente crees que las comunidades del neolítico se limitaban a comer, cagar y follar? Las necesidades de una comunidad neolítica son las mismas que las de una familia en una ciudad. Comida, abrigo, relación, tranquilidad espiritual, comunicación, sexualidad, reposo, conocimiento… Las necesidades son las mismas carajo. Lo que varía es la forma de satisfacerlas.

        • Ontorbihem says:

          Dificulto que sean las mismas, no creo por demás que que una persona del neolítico se sienta deseos de autorealización y conocimiento, cuando de las 24 horas al día 6 las invierte en cazar, otras 6 en comer, acicalarse y follar, 8 o las que hagan falta en guarecerse del frio, depredadores y condiciones adversas. Es mediante la técnica que elimina contingencias de este tipo, por ejemplo Calentarse, Cazar todo el tiempo etc, mediante la producción del fuego, la conservación de los alimentos y la agricultura que queda tiempo disponible para invertirlo en otras necesidades ascedentes o más trascendentales como por ejemplo escribir Poesía, hacer música, escribir el Quijote y todas esas cosas que posteriormente derivan en nuevas innovaciones técnicas y un mayor desarrollo cultural al tiempo que en nuevas necesidades.

          Si como afirmas las necesidades son las mismas, hablas entonces en un sentido Maslowniano, pero tal cosa es más un presupuesto que una verdad y nadie lo ha demostrado aún.

          Saludos Cordiales.

          • sol says:

            “creo por demás que que una persona del neolítico se sienta deseos de autorealización y conocimiento”

            Ah, ¿y las pinturas rupestres qué eran? Y las esculturas de las venus, los collares de trilobites fósiles, los lanzadores labrados… ¿qué eran las pinturas que muestran instrumentos de viento? ¿Qué movió a aquellos tipos a levantar monumentos megalíticos?, etc.

            “Si como afirmas las necesidades son las mismas, hablas entonces en un sentido Maslowniano, pero tal cosa es más un presupuesto que una verdad y nadie lo ha demostrado aún”

            Cielos. Supongo que cualquier cosa que diga, alguien la habrá dicho antes, pero: a) ni idea de Maslow; b) de lo que fue el Neolítico, poco podemos demostrar. Así que como mínimo… Empate.

          • “cuando de las 24 horas al día 6 las invierte en cazar, otras 6 en comer, acicalarse y follar, 8 o las que hagan falta en guarecerse del frio, depredadores y condiciones adversas.”

            osea mas o menos mi horario actual 😛
            Creo que la tecnica aumenta nuestras posibilidades de saciar mas eficientemente nuestros deseos y los enriquese, pero sol tiene razon es deseo basico es el mismo, comer cagar follar , abrigo y aprender como hacerlo mejor, los deseos ludicos, culturales y demas son solo una extencion de los deseos primos…

            saludos cordiales

          • Ontorbihem says:

            Ya comprendo el problema que se traen. Sí, efectivamente hablan en el sentido de A. Maslow y su pirámide de necesidades. El establecía una jerarquía de necesidades donde la base de la pirámide la constituyen las necesidades más básicas y la cúspide la llamada Autorealización. Es una visión existencialista de las necesidades. Pero como he dicho es otro presupuesto. Yo entiendo que si bien un hombre es finito, sus deseos pueden serlo en la medida en que sólo podrá cumplir un número limitado de ellos en la vida, no porque porque sean un número de deseos limitados los que puedan cumplirse. Además de ser así, si los deseos son limitados y los mismos, el progreso técnico tendría un final y punto donde no sería necesario avanzar más. Y al menos en la actualidad y viendo al pasado no parece ser así como ha devenido toda nuestra historia.

            La argumentación de la propiedad de las playas bajo el pretexto de las necesidades me parece innecesaria en la medida que para maximizar el goce individual y el uso y disfrute de las mismas se debe pensar en libre acceso. Claro lo de los gastos operativos aplica en la medida que es necesario cuidar la playa y mantenerla. No veo tampoco necesario implantar un complejo privado para llegar a tal fin.

          • Sol says:

            “Además de ser así, si los deseos son limitados y los mismos, el progreso técnico tendría un final y punto donde no sería necesario avanzar ”

            Pues es evidente que no. Porque los deseos son limitados, las necesidades tienen un límite. Y el progreso técnico continúa.

            Y sea de un modo o de otro, no es la gestión individual la que garantiza la eficiencia económica. Habrá veces que sí, y habrá veces que no.

  28. “Las necesidades son las mismas carajo. Lo que varía es la forma de satisfacerlas.”

    Exacto sol, eso es lo que hace relativa la escases y la abundacia, es relativo al tiempo y a la ubicacion geografica.

  29. sol says:

    Pues claro. Depende de la época, del lugar en que te encuentres, depende de creencias, ideas, de la organización social. En esos términos puedo hablar. Pero me resulta imposible aceptar una tontería semejante como fundamentar la propiedad en las necesidades infiniiiiiiiitas.

    Por cierto, que el Chena me decía, aparte de ignorante, que cuál era la playa esa a la que voy que tiene yacuzzi…

    Me lo he pensado largo rato porque no quiero contaminar ese lugar con más presencias. Pero tampoco creo que comparezcáis cuando vean el sitio.

    http://www.funcionadministrativa.com/rincon/verrincon.asp?id=49&ida=1

    Que lo disfrutéis. Si vais en verano, lo mismo hasta me veis.

  30. A.Chena says:

    Sol, tus deseos son ordenes para mi. Me dedicaré a discutir con quien me aporte algo y te ignoraré.

    Solamente te diré dos cosas: más que la playa que indicas parece muy hermosa, aunque dudo mucho que una playa gallega presente los problemas (masificación, escasez de servicios, delincuencia…) que presentan las del mediterraneo y que si tantas tonterías decimos ¿qué haces perdiendo el tiempo por aquí?

    • Sol says:

      “dudo mucho que una playa gallega presente los problemas (masificación, escasez de servicios, delincuencia…) ”

      Yo no sé cómo lees las cosas. Los servicios en esa concreta que te muestro, no es que sean escasos. Es que no existen. Es decir, que los tienes todos.

      Pero no sufras. En Galicia, como en toda la península, puedes encontrar playas tan de tu gusto y masificadas como las de Sitges.

  31. sol says:

    No pierdo el tiempo. Me distraigo, y de paso estimulo mi intelecto. Que digas chorradas no quiere decir que no sean dignas de admiración, ni que seas un imbécil. Me gusta ver cómo funcionan los discursos idielógicos, y, desde luego, el tuyo es portentoso. Dependientes amables, con labia, y entusiasmados por vender camisetas a diez euros… ¿Eso pides a una playa? ¿Sabes cuánto paga Zara a un niño portugués, o a una costurera gallega, por coser botas o pantalones de esos que venden en ese centro comercial que llamas playa? Pues entre cuarenta céntimos el par, y veinte céntimos la pieza. ¿Y sabes por qué son amables los dependientes? En el sitio ese italiano no sé. En donde yo estoy, son amables por 650 euros mensuales en jornada partida de nueve a dos y de cinco a ocho. Y los sábados a negociar o ya se verá.

    Además, entre tanta tontería (refiriéndome a lo necesario de entender que las necesidades son infinitas para necesariamente entender de economía), pesco alguna idea interesante, y no me cierro la mollera. Tengo que evitar el fanatismo. Eso sí: si yo no te aporto ideas, lo mejor es que me ignores, desde luego. A mí, para decirme que aburro, como el tío aquel, o que soy imbécil, mejor os quedáis calladitos. Con el próximo que me salte con eso, consideraré legítimo perder los papeles, porque , a ver, ¿qué cojones sois vosotros? ¿doctores?, ¿publicas en Nature o qué mierda haces? No me lo cuentes por favor. Es que me da igual.

    Yo no le digo a los demás que son unos ignorantes, ni que no merezca la pena hablar con ellos, tengan o no el máster de economía, como si fuese aquí una Hipatia o Madame Curie. Podéis decirme que digo estupideces de cuando en cuando, no lo niego. Me las señalas y listo.

  32. Fabrixio says:

    A ver cuando se dice que las necesidades son infinitas se refiere además que los individuos en el mundo tenemos elecciones infinitamente distintas…

    Y bueno pensé que acá ya había quedado claro la diferencia entre un bien económico y un bien libre…

    En fin, privatizar para ser libres.

  33. el Murcia says:

    No puedo leer todo lo que habéis puesto. Pero basta decir que, la privatización de los terrenos colindantes a las playas es lo que ha masificado las playas.

    Vamos, a ver si los miles y miles de bloques de apartaments que han surgido de la nada en los últimos 15 años en nuestras costas, han servido para realmente “mejorar los servicios”, o para que 4 cabrones se hinchen a billetes mientras los demás buscamos un huequecito lo bastante ancho como para poder clavar la sombrilla sin desgraciar a nadie.

    Privatización sí….. claro! Cómo no! Calidad de vida ante todo, pero pa 4 gatos ná más.

  34. Victor L. says:

    @ El Murcia:

    Perdona la tardanza, se me olvidó echarle un vistazo a tu comentario.

    Si con privatización te refieres a la recalificación de terrenos, que implica decisiones políticas y no económicas (aunque naturalmente hay empresarios implicados, que son los beneficiarios), estoy de acuerdo. Pero eso no tiene nada que ver con un libre mercado mutualista, donde asociaciones vecinales o ecologistas podrían ocupar las playas y acceder a su propiedad sin necesidad de conexiones políticas -y, en mi opinión, una forma justa de hacerlo sería precisamente mutualizar las playas, no dejarlas en manos de inversores con contactos.

    Por otro lado, creo que olvidas que quienes actualmente pagamos el mantenimiento somos todos, por lo que la privatización (si el impuesto pertinente se suprime) no implica ningún encarecimiento.

    Un saludo.

Leave a Reply to Marco Arrieta Cancel reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

« »